Geriatricarea Bimedica

Cinco iniciativas para desarrollar hábitos de vida saludables en personas mayores

Un artículo de Izaskun Rodríguez,
educadora en Grupo SSI y gestora el grupo de Paseos Saludables
del Ayuntamiento de Amorebieta-Etxano, a través de Nagusi Aretoa

La población está inmersa en un proceso de envejecimiento que hace que el número de personas mayores en nuestros municipios sea cada vez mayor. La vejez es una etapa en la que el estilo de vida determina la salud tanto física, como mental, de cada persona. Todo lo relacionado con una mala alimentación, una vida sedentaria y la falta de relaciones sociales suponen un riesgo para la calidad de vida de las personas mayores, alejándoles de la posibilidad de disfrutar de un envejecimiento activo.

Por ello, en Grupo SSI trabajamos en diferentes esferas de la vida cotidiana para lograr que las personas mayores adopten hábitos de vida saludables, ya que creemos que son una pieza fundamental si queremos que disfruten de una vejez activa y satisfactoria.

Alimentación: una dieta saludable para una vejez activa

Mantener una alimentación equilibrada y saludable es imprescindible en cualquier momento de la vida. Pero, a medida que nos hacemos mayores, es muy habitual en personas que viven solas dejar de tener motivación para cocinar a diario, dándoles mayor pereza debido a que no tienen la necesidad de cocinar para muchas personas como han hecho siempre. Los productos precocinados no les dan confianza y optan por simplificar el proceso de cocinar y por soluciones menos elaboradas.

geriatricarea-habitos-saludables-ssi

Una alimentación adecuada, paliar la soledad no deseada y practicar ejercicio adaptado son hábitos saludables para disfrutar de una vejez activa y satisfactoria

 

En esta línea Grupo SSI ha desarrollado, entre 2016 y 2018, dos proyectos de investigación Alividay Aliplus, dirigido a crear alimentos con formatos y texturas innovadoras, fáciles de preparar, que aporten los nutrientes esenciales a las personas mayores con objeto de evitar la malnutrición, mejorando su calidad de vida y procurando incentivar su interés por la alimentación.

En 2018 se finalizó el desarrollo de los primeros prototipos de productos, y se realizaron catas con personas mayores, con muy buenas valoraciones. En el caso concreto de Aliplus, incluso se han prototipado productos a base de konjac, pensando en personas celiacas y galletas cuya materia prima son algas.

Vida social: el impacto de la soledad en la salud de las personas mayores

Si bien no se puede generalizar, a algunas personas les ocurre que, con la edad, se encuentran con dificultades para socializar y relacionarse les resulta cada vez más costoso. Esta situación no ayuda a establecer nuevas relaciones.

Todo lo anterior acarrea un estado que, por desgracia, cada vez es más común en las personas mayores: la soledad. En algunas ocasiones la soledad es algo que se ha elegido libremente, pero, en la mayoría de los casos, se trata de un estado no deseado que se convierte en un lastre, con consecuencias devastadoras tanto para el estado mental como físico.

Cuando la persona es consciente de su situación de soledad, pero sabe que existen alternativas, puede combatir esta situación de manera proactiva, acudiendo a asociaciones y grupos de ocio. Allí encuentra a otras personas dispuestas a conocer gente y que organizan actividades orientadas a favorecer las relaciones sociales y a hacer nuevas amistades.

En Grupo SSI promovemos la colaboración de personas del entorno social, que dejan de ser meras observadoras para convertirse en la llave que rompe con esa soledad. De ahí nació el proyecto de Mirada Activa, un proyecto puesto en marcha desde el año 2013 en Bilbao gracias al Ayuntamiento de Bilbao y, ahora también en Donostia, a través de la red de asociaciones de personas mayores.

La Mirada la ponen las personas voluntarias, denominadas “antenas sociales”, que van detectando casos de riesgo e informan al Área de Acción Social, para poder intervenir con acciones preventivas y de apoyo. Se trata de situaciones de aislamiento que son difíciles de detectar con los recursos convencionales de los Servicios Sociales municipales y que, gracias a esta labor de voluntariado, se pueden paliar. Entre 2013 y 2018 han sido identificadas 360 personas en situación de riesgo por soledad en Bilbao, a las que se ha ofrecido apoyo y ayuda según sus necesidades.

En el afán de seguir avanzando en propuestas que contribuyan a amortiguar la soledad, también ideamos “Nagusi Kafegunean: un café solo, café a tres, café en grupo” en 2018. Con la excusa de tomarse un café, al principio individual y después, si se dan las condiciones, colectivo, es un proyecto que busca tejer amigabilidad a través de experiencias sencillas, corresponsables y de gran impacto en el bienestar de las personas mayores.

Actividad física: el ejercicio puede mejorar el estado físico, mental y social de las personas mayores

Dentro de lo que conocemos como envejecimiento activo cabe destacar, sin duda alguna, la importancia de la actividad física. Con la edad, los músculos se van debilitando y, haciendo una actividad física periódica, se consigue ralentizar ese proceso y fortalecer la masa muscular.

De manera individual, y con supervisión médica en caso de enfermedades previas o de limitaciones físicas, es recomendable salir a pasear todos los días: así se mejora el equilibrio, se aumenta la velocidad y se favorece la autoestima, ya que comprobamos que conservamos la capacidad de afrontar pequeños retos, adaptados a las posibilidades personales.

Con este pequeño gesto también se consigue reducir el estrés y el riesgo de enfermedades cardiovasculares y estar en un peso adecuado, en una edad en la que no siempre es fácil mantener un peso estable.

Si el paseo se hace en compañía aumenta el compromiso con la rutina de ejercicio, mejora la vida social y crecen las oportunidades de aumentar el círculo social y la variedad de actividades.

Grupo SSI tiene en funcionamiento, desde hace tres años, una iniciativa en el ámbito del envejecimiento activo y el ejercicio para el Área de Acción Social del Ayuntamiento de Amorebieta-Etxano. La iniciativa surgió en respuesta a la demanda de muchas personas mayores que querían practicar ejercicio físico mediante rutas a pie por el municipio, en grupo y con la supervisión de una persona con perfil educador.

El Programa nació con cuatro claros objetivos:

  • Realizar una actividad física saludable.
  • Facilitar la integración social a través de los grupos de gente que se reúnen para caminar.
  • Conocer los espacios verdes de la ciudad.
  • Crear el hábito de caminar en personas que no están motivadas o únicamente lo hacían de manera esporádica y sin compañía alguna.

Actualmente son dos los grupos de caminantes, que se han creado en función de las características de las personas que se iban apuntando, ya que no todas pueden hacer ejercicio con la misma intensidad. En breve, se creará un tercer grupo de personas un tercer grupo para personas con dificultades físicas o menos hábito de paseo. De esta manera podemos dar una respuesta adecuada a una demanda creciente que veníamos detectando de un tiempo a esta parte.

En definitivam, una alimentación adecuada, paliar la soledad no deseada y el ejercicio adaptado a nuestras posibilidades son hábitos imprescindibles para disfrutar de una vejez activa y satisfactoria. Estos proyectos demuestran que se puede trabajar activamente en los tres ámbitos, paliando deficiencias y obteniendo resultados reales y positivos.


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Publicado en: A fondo, Opinión

Sobre el autor:

GeriatricArea es una publicación digital editada por Comunicación y Cía que se dirige a los profesionales del sector sociosanitario.

1 comentario "Cinco iniciativas para desarrollar hábitos de vida saludables en personas mayores"

Trackback | Comments RSS Feed

Escribe un comentario

*