Geriatricarea Meritene Nestlé

Sanitas Mayores propone a sus residentes un “verano olímpico”

geriatricarea Sanitas Mayores verano olímpico

Con motivo de la celebración de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, Sanitas Mayores ha puesto en marcha la iniciativa “Un verano olímpico”, con la que los más de 5.000 residentes de sus 39 centros pueden disfrutar de un mes repleto de actividades centradas en el deporte.

Esta iniciativa tiene diversas fases. En la primera, los mayores están trabajando en la preparación de los juegos. mediante actividades como el diseño de la mascota de cada centro, de las banderas que representarán a los países participante o la preparación de una coreografía para el himno olímpico. Durante esta primera fase los equipos de cada disciplina (lanzamiento puntería, pesca, bolos y tiros a puerta), entrenan para llegar a punto a la inauguración de los juegos, que tendrán lugar en agosto, coincidiendo con los de Río de Janeiro.

Ya durante la competición, cada equipo representará a un país, y una vez finalizadas las pruebas se realizará una comparativa de las puntuaciones obtenidas para así determinar el país que ha ganado el Verano Olímpico de Sanitas Mayores.

Tal y como apunta el doctor David Curto, jefe de Gestión Asistencial de Sanitas Mayores, “son muchos los beneficios del ejercicio físico moderado realizado de manera regular para los mayores, tanto en el plano físico, como en el emocional. Con una rutina adaptada a las necesidades de cada persona, el deporte contribuye a su estado funcional y orgánico, mejora su bienestar y, en definitiva, su calidad de vida”.

Entre los efectos positivos de la práctica deportiva para el bienestar de los mayores este especialista destaca la mejora del equilibrio, de la postura y de la agilidad, y la reducción de la tensión arterial. Además, la actividad deportiva contribuye al equilibrio cardio-respiratorio y aumenta la fuerza muscular.  

Pero para lograrlo es necesario adaptar la práctica deportiva a las condiciones físicas y cognitivas del mayor. Así, aquellos con problemas articulares, musculares o cognitivos pueden fortalecer la musculatura o relajarse al mismo tiempo que llevan a cabo otras labores beneficiosas como aumentar los contactos sociales y la participación social.

El doctor Curto también advierte que es esencial llevar un control o supervisión de las actividades que realicen los mayores, ya que “establecer programas de acondicionamiento físico dirigidos a la tercera edad puede ser complicado debido a elementos como las enfermedades o alteraciones asociadas a la edad avanzada o el simple hecho de ser una población de riesgo”.

Y es que un buen estado de forma física es el segundo aspecto más importante para la tercera edad según el estudio Actitudes hacia el envejecimiento realizado por Bupa, matriz de Sanitas. Así, el 69% de los encuestados considera que un buen estado de forma es un aspecto esencial para ser feliz en la vejez.


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Publicado en: Actualidad

Sobre el autor:

GeriatricArea es una publicación digital editada por Comunicación y Cía que se dirige a los profesionales del sector sociosanitario.

Escribe un comentario

*